¿Quieres restaurar esa silla tan antigua? ¿Tu abuela quiere regalarte esa cómoda que lleva en su casa infinidad de años? ¿Están en buen estado? ¿La carcoma se ha apoderado de ese armario?

La madera

La madera ha sido y es uno de los materiales con lo que más muebles se han fabricado. Su apariencia y resistencia, permite trabajarlos hasta conseguir todo tipo de creaciones.

Todos recordamos algún mueble emblemático en nuestras casas. Muebles que irradian historia y vivencias de los cuales, algunos familiares, ni piensan en deshacerse. La frase de “ es madera robusta” es identificable con calidad y alto precio.

Es bien cierto que ciertos objetos, con el tiempo, adquieren un valor añadido: el que tienen y el plus del valor sentimental.  

Si los quieres mantener...

Hay que cuidarlos. 

La madera con los usos o con el paso del tiempo puede sufrir desgastes, roturas, presentar astillas hasta servir de hogar a ciertos animales un tanto desagradables: la carcoma

Este animal, en su fase adulta, una vez ya se ha convertido en in insecto, tiene como objetivo primordial encontrar un hueco donde poder depositar sus huevos. Aprovechará huecos de la madera, hendiduras y grietas. Pero, no todo es completamente de su agrado. ¿Su preferencia? Las maderas húmedas. De ahí que las maderas viejas en interiores sean generalmente las más afectadas. 

Y como hemos dicho con varios escenarios; es mejor prevenir que curar.

Por suerte, se ha avanzado mucho en el conocimiento de estas plagas por lo que es importante considerar la posibilidad de que existan o revisarlo para prevenir. Existen diferentes técnicas de las que te nombramos algunas:

  • Técnicas de protección mediante recubrimientos especiales de los poros, para evitar las puestas
  • Si el problema ya lo tenemos, aplicación de pulverizaciones 
  • Inyecciones profundas y posterior sellado o protección

Humedad

El tema de la humedad nos puede llevar de cabeza a la locura. Es un problema que aparece en distintas partes de nuestra casa y como se ha dicho, hay lugares más propensos que otros. 

Es importante a la hora de decidir si quedarnos o no con, por ejemplo, un mueble heredado o encontrado, si necesita una restauración o es mejor deshacernos de él. 

Por otro lado, una vez arreglado el problema interno del mueble, tengamos en cuenta el espacio que va a ocupar. Como hemos mencionado antes, hay zonas de la casa más propensas a las humedades al igual que hogares enteros con mala o pésima ventilación. 

Por eso mismo, una de las soluciones que erradican ese problema, ayudando a mantener las temperaturas constantes y reguladas son los aislamientos

Realizar un aislamiento térmico del hogar, ayuda a la reducción de las humedades. Por otro lado, destacamos que un correcto aislamiento efectuado por profesionales, revaloriza el inmueble, tiene un efecto inmediato y supone un ahorro energético y económico considerable.

No lo dudes más; alarga la vida útil de tu inmueble y de los que habitan en su interior. Y por lo que respecta a los “habitantes” inmóviles… cuídalos, trátalos y ¡disfrútales!

Categorías: Información

Aceptar

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso.