Comienza el mes de abril, un mes en el que podemos ver a gente esquiando o tomando el sol en la playa, bajo la lluvia con paraguas o corriendo al aire libre.

“Abril es un mes que se caracteriza por tener muchos contrastes meteorológicos y de hecho es muy difícil hacer una previsión más allá de cinco días vista”, afrima Adrián Cordero.

Mientras, en la costa mediterránea disfrutan de unos días por encima de los 20 grados, en Huesca las flores de los árboles quedan cubiertas por la nieve.

En Girona, las pistas de esquí se llenan gracias a las últimas nevadas y en la otra punta, los gaditanos pasean en pantalón corto y con gafas de sol.

Aunque abril puede parecernos la época perfecta para dejar la ropa de invierno en el armario, todavía es un mes frío, con una media de 13 grados. La temperatura solo sube 1,7 grados con respecto al mes de marzo.

“De hecho se nota mucho más la subida en mayo y en junio que en abril y aún así, es un mes que queremos hacer muchísimos planes al aire libre”, comenta Cordero.

Nos interesa porque en abril comienza la temporada de fiestas, como la Feria de Abril y la Semana Santa. Estamos muy atentos a las previsiones porque nos puede tocar una ola de calor, como la que se vivió en abril de 2011, con más de 30 grados en en norte de España, pero también nos puede sorprender con una nevada en Valladolid en plena Semana Santa, un mes de locura meteorológica.

Extraído de: La Sexta

whatsapp
WhatsApp We will respond as soon as possible
Aceptar

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso.